Los más destacados calientacamas

Con la llegada del invierno se dispara la demanda de complementos que nos hagan llevaderas las bajas temperaturas. Para no abusar de la calefacción, sobre todo en las horas de reposo cuando se desaconseja su uso, existe un artículo que ha cobrado importancia en los últimos tiempos: el calientacamas.

Al revés que en otras comparativas que has podido leer en portalalmeriense.es, se han elegido 2 modelos preferidos: para cama individual y para cama doble o de matrimonio. Los dos tienen miles de votaciones positivas y también infinidad de comentarios destacados.

Por una parte, se ha elegido como preferida la Medisana HU 665, perfecto para camas de 80, 90 o 105 cm. Se trata de un modelo con el certificado de calidad Oeko-Tex 100 que, aparte de resultar satisfactorio para el descanso, tiene todas y cada una de las posibilidades que se pueden reclamar a este accesorio: tres escenarios de temperatura y apagado automático. Si a estas cualidades le añadimos de los mejores costos del mercado, el resultado es el calientacamas mucho más vendido.

Por otro, se eligió el calientacamas eléctrico doble TS26 de Beurer. Es un artículo tan apreciado —y demandado— pues, además de servir para una cama de matrimonio, tiene dentro 2 zonas térmicas que se controlan con mandos independientes y que se apagan transcurridas las tres horas. Asimismo tiene el certificado Oeko-Tex 100 para la mayor seguridad de los clientes.

¿Qué es un calientacamas?

Se trata de una esterilla maleable pertrechada con un sistema eléctrico, de tacto satisfactorio y confortable, que se coloca sobre el colchón —bien mediante cintas o en forma de bajera— y que proporciona un calor ascendiente traje. La meta de los calientacamas es múltiple: hacen en oposición al frío, ayudan a un reposo placentero o aportan beneficios terapéuticos cuando se padecen problemas musculares o articulares.

Tiene otras virtudes, como la reducción de los ácaros, en tanto que su uso disminuye de manera notable la humedad.

¿Exactamente en qué se diferencia de una manta eléctrica?

Por lo pronto, son accesorios recios para soportar el peso, que se ponen sobre el colchón y jamás para cubrirnos. Aunque hay modelos polivalentes que se confunden con una manta eléctrica. Es el caso del calientacamas de Sinnlein, que ocupa el cuarto sitio de esta comparativa.

Las mantas eléctricas suelen usarse para el reposo entre horas, pero no para dormir por las noches.

A tomar en consideración

  • El diseño. Los calientacamas suelen estar fabricados con tejidos agradables al tacto, como la felpa o el algodón. Por el hecho de que, además de cumplir con la función específica, los fabricantes procuran la máxima comodidad de los clientes. Pero lo esencial es que cuenten con el certificado Oeko-Tex Standard 100, o similar, que corrobora que el producto no posee ningún producto nocivo para la salud.
  • Los controladores de temperatura. Los calientacamas, generalmente, tiene un dispositivo recóndito para ajustar la temperatura en tres escenarios. Son mandos sencillos, con un botón de encendido y apagado, y con los respectivos selectores. Ojo, por el hecho de que algunos de ellos no indican la temperatura exacta. Aunque, grosso modo, podría afirmarse que el nivel 3 alcanza los 60º como máximo.
  • El consumo. La mayoría de los calientacamas de esta comparativa tienen un consumo de entre 60 y 120 w. Para que te hagas a la iniciativa, similar al de una bombilla. Por tanto, podría decirse que no es un aparato con un enorme derroche energético. Aunque esto no exime de llevar a cabo un empleo responsable. En el momento en que no se esté usando, desenchúfalo.
  • Apagado automático. Los desarrolladores, para eludir el sobrecalentamiento de sus modelos y que estén encendidos durante más horas de las primordiales, incorporan una función de autoapagado. Los clientes valoran esta opción por el hecho de que, por una parte, les aporta seguridad y, por otro, limita el aumento en el precio de la factura de la luz.
  • El lavado. Los fabricantes acostumbran a advertir de la relevancia de lavar el calientacamas a una temperatura baja (30º), una vez que se haya desenchufado el control a distancia y el cable de nutrición, y dejarlos secar al natural. Por tanto, nuestro consejo es que leas con atención sus instrucciones de empleo para no dañar el producto.

Precio

Los calientacamas son accesorios muy demandados. Es suficiente con ver sus una cantidad enorme de votaciones y cómo su venta se ha disparado en los últimos años. Su éxito hay que, entre otros causantes, a que no tienen un precio excesivamente alto. Los modelos para camas particulares rondan los 30 euros, al tiempo que los mucho más únicos o aquellos premeditados a camas de matrimonio alcanzan los 60 euros.

El favorito para la cama individual: Medisana HU 665

Rebajas

El calientacamas mucho más vendido para cama individual es el modelo HU 665 de Medisana, una compañía alemana con más de veinte años dedicándose al diseño de modelos destinados al cuidado personal, la salud y el bienestar.

La mayor parte de los productos de su catálogo están muy bien valorados y, uno de ellos, es el calientacamas HU 665 que tiene una cantidad enorme de valoraciones de cinco estrellas y lo convierten en el preferido.

Con unas medidas de 150×80 cm, el material con el que está confeccionada no solo es superagradable al tacto, sino que ha obtenido el certificado Oeko-Tex Standard 100, la etiqueta ecológica líder a nivel internacional que verifica la inexistencia de modelos nocivos en ninguno de los procesos de su fabricación.

En cuanto a sus funcionalidades, el calientacamas HU 665, con un consumo de 60 w, tiene tres escenarios de temperatura y un sistema de seguridad que impide el sobrecalentamiento. Se apaga de forma automática pasadas tres horas.

Además, para regular el nivel de temperatura, tiene dentro un mando que se quita cuando el calientacamas precisa de lavado a máquina a una temperatura máxima de 30ºC. Pero el desarrollador advierte: no debe secarse en la secadora ni plancharse. Asimismo, sugiere encenderlo 30 minutos antes de acostarse a fin de que alcance la temperatura deseada.

El mejor calientacamas para cama doble: Beurer TS26

El prestigioso Centro de Investigación Hohenstein se ha solicitado de verificar las espléndidas posibilidades del calientacamas eléctrico doble TS26 de Beurer. De la misma el anterior, se trata de una compañía alemana que se vale de técnicas innovadoras para crear productos que proporcionen confort y mejoren la salud.

El TS26 es un calientacamas con unas medidas de 140 cm de ancho por 150 cm de largo, desarrollado para camas dobles de cualquier tamaño.

Tiene dentro dos mandos con tres escenarios de temperatura que marchan de forma sin dependencia con una capacidad de 60 vatios cada uno.  Así se establecen dos zonas térmicas individuales en un único calientacamas.

Un aspecto muy apreciado por los especialistas y los usuarios es la alta calidad del tejido Microfleece, que aporta el máximo de transpirabilidad además de una sensación agradable al tacto.

La seguridad es otro de las peculiaridades a tomar en consideración al conseguir un calientacamas eléctrico. Beurer incorpora un sistema de sensor eléctrico que impide el sobrecalentamiento mediante un apagado automático.

Caso de que precise de lavado, solo es requisito desconectar y desarmar el cable de nutrición y también ingresar el calientacamas en la lavadora a una temperatura máxima de 30ºC.

Otra buena opción: MVPower

MVPower tiene predisposición dos medidas de calientacamas diferentes, tanto para uso individual como doble: de 150×80 cm y de 160×140 cm, respectivamente.

Esta esterilla tiene unas características similares a las preferidas de esta comparativa. Con un satisfactorio tacto de felpa en la parte de arriba, cumple con los requisitos Oeko-Tex 100, certificado que señala que no posee ningún efecto nocivo para la salud.

De la misma la mayoría de estos complementos, tiene tres escenarios de temperatura: 35º, 40º o 60º. Los especialistas admiten que, en contraste a otros modelos, se calienta con rapidez. A través de un mando se activan las funciones, dispositivo que se desacopla en el momento en que se precisa lavar el calientacamas.

La única advertencia que realiza el fabricante es que, después de meterla en la lavadora, se seque al natural y jamás en una secadora.

Para finalizar, el MVPower, con una capacidad de 60 w, se desconecta automáticamente a las tres horas.

El mucho más polivalente: Sinnlein

Nos encanta este modelo de Sinnlein, el más versátil de esta comparativa en tanto que puede utilizarse como manta aparte de como calientacamas.

Está confeccionado con un aterciopelado vellón que le otorga mayor elasticidad que otros materiales haciéndola, por consiguiente, dúctil para cubrirse en el sofá.

Es el modelo que tiene dentro mayor número de niveles de temperatura y de temporizador: 9 por cada opción. Aun incluye una función de precalentamiento. Todo ello se configura por medio de un mando con pantalla digital que se une al calientacamas por medio de un cable de 240 cm de largo.

El consumo de energía es muy bajo, de 120 vatios, teniendo en cuenta sus dimensiones. Se puede obtener en tres medidas: 160 x 120 cm, 180 x 130 cm y 200 x 180 cm. Asimismo, se oferta en cinco lindos colores.

Calidad/precio: Pekatherm UP105D y UP205D

Rebajas

En quinto sitio, los expertos nos han recomendado el calientacamas de Pekatherm, una compañía que se ha experto en la creación de productos que usan el calor de manera terapéutica.

Uno de sus artículos estrella es el calientacamas eléctrico y, específicamente, los modelos UP105D y UP205D que tienen las mismas peculiaridades, pero con diferentes medidas: para cama individual, de 150 x 80 cm y, para cama doble, de 160 x 140 cm.

Ambos tamaños están fabricados con poliéster de máxima calidad que posibilita su lavado a máquina sacando el mando regulador.

Exactamente la misma otros modelos consumen poca energía —60 vatios para el individual y 120 vatios para el doble—y cuenta con tres escenarios de temperatura para amoldar el calor a nuestras opciones. El modelo UP205D incluye 2 mandos independientes para configurar cada lado de la cama de manera individual.

Otro de las peculiaridades de los calientacamas Pekatherm es su prominente nivel de seguridad merced a su cable de doble bobinado, a su sistema de desconexión automática y a su doble fusible térmico.

Última actualización el 2021-05-04 at 21:59 / Links de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *